La relación con nuestra pareja durante la pandemia

María Pasión, nuestra experta en amor de Meetic, nos habla sobre cómo cultivar la relación con nuestra pareja durante la pandemia

Si tienes pareja y ahora estáis aislados en casa juntos, el encierro podría causar ciertas tensiones en vuestra relación.

Todos necesitamos un poco de espacio de vez en cuando y, reservarnos un tiempo para nosotros mismos, ya sea para trabajar o para salir con los amigos o las amigas, puede obrar maravillas en una relación. Puede marcar la diferencia entre disfrutar de la compañía del otro y sentir que nunca tienes tiempo para ti. Sin embargo, en este momento, esto es simplemente imposible. Muchas personas tienen que compartir un espacio reducido con su media naranja, puede que incluso con el estrés adicional que generan las preocupaciones económicas o los niños en casa todo el día.

Así que, ¿qué podemos hacer para mantener nuestro espacio personal y llevar bien la convivencia bajo el mismo techo las 24 horas del día?

 

Generalmente estoy solo yo en casa, mi marido trabaja en un restaurante con turnos interminables. Pero, de repente, estamos los dos aquí metidos las 24 horas del día. ¿Cómo podemos adaptarnos?

Hoy en día, lo más difícil para la mayoría de las parejas es enfrentarse a la falta de espacio personal, pero hay cosas que podemos hacer para mejorar la situación. Salid a hacer recados por separado o tomaros un relajado baño caliente a solas para tener la sensación de tener un poco de tiempo para vosotros mismos, aunque también es importante que hagáis cosas juntos. Actividades como hacer ejercicio, pintar una habitación, arreglar el jardín o incluso hacer un puzle pueden servir para aliviar tensiones.

 

¿Cómo podemos evitar las discusiones por tonterías como quién tiene el mando de la tele?

La clave aquí está en no intentar hacerlo todo juntos. Si no podéis poneros de acuerdo sobre qué serie mirar, opta por leer un libro o escuchar un buen podcast y ya verás la tele después. No olvides que en este momento estamos todos bajo presión y preocupados por nuestra salud, nuestro trabajo y nuestra familia. Así que respira hondo, cuenta hasta 10 (¡o hasta 100!) y recuerda que estos tiempos difíciles pasarán. Hay cosas más importantes que discutir por el mando, y vuestra relación es una de ellas.

 

Nuestro piso es pequeño. ¿Cómo podemos garantizar que cada uno tenga el espacio que necesita?

Intentad trabajar en habitaciones distintas. Si esto no es posible, ¡ponte los auriculares! Si necesitas un poco de tiempo a solas, aprovecha para ir a hacer la compra y haced turnos para hacer la comida para que los dos tengáis la independencia que necesitáis. Pero tampoco os ignoréis: podéis hacer ejercicio en casa o ver una peli juntos. No es necesario que habléis mucho (lo que puede ser un alivio), pero os sentiréis más conectados al compartir la experiencia.

Se nos permite salir a la calle para comprar y hacer recados. ¿Cuáles son tus consejos para aprovechar al máximo estos momentos? ¿Qué actitud deberíamos tener al volver a casa?

Si las cosas en casa se ponen tensas, tu salida diaria podría aportarte el espacio personal que necesitas para poner orden en tu cabeza y relajarte un poco. Pero, cuando estés en casa, esfuérzate por pasar buenos momentos juntos. Guardad los móviles en los bolsillos y aprovechad la oportunidad para escuchar y hablar sobre cómo os sentís. Lo mejor que podemos hacer por nuestra pareja es ofrecerle el apoyo emocional y la solidaridad que necesita en este momento.

 

Mi pareja está preocupada por sus padres que se han quedado bloqueados en el extranjero. ¿Cómo podemos hacer frente a esta fuente de estrés adicional?

Es normal preocuparse, pero no dejes que el desasosiego se apodere de vuestra vida, sobre todo si no podéis hacer nada al respecto. Tómate tiempo para desconectar de las noticias e Internet y permítete tomarte un día de fiesta para centrarte en las cosas que te gustan, como películas, tratamientos de belleza o simplemente cocinar un plato elaborado. Demuéstrale a tu pareja que estás allí, aunque sea con algo tan simple como hacerle de comer o prepararle una taza de café. ¡Muchas veces son los pequeños detalles los que más cuentan!

 

Cuando tu pareja es la única persona con la que hablas en persona durante días, al final esto pasa factura a la relación, ¿no?

Pasar tiempo separados es una buena manera de reavivar la chispa en una relación, pero, cuando esto no es posible, se pueden hacer otras cosas. Es importante tener en cuenta que nuestra pareja, por muy maravillosa que sea, no puede aportarnos todo el apoyo emocional que necesitamos, así que no dudes en recurrir a las videollamadas o quedar virtualmente para tomar algo con tus amigos y familiares para mirar las cosas desde otra perspectiva.

 

Mi pareja se empieza a irritar con todas las videollamadas que hago a mis amigos y familiares. ¿Qué hago?

El secreto de una relación estable y duradera, incluso en tiempos normales, son las concesiones mutuas. Por supuesto que debes actuar con consideración, llevando auriculares y, si es posible, yéndote a otra habitación. Pero los dos debéis recordar que vuestros círculos sociales pueden aportaros un apoyo moral que es vital para aliviar las tensiones en la relación.

 

Mi pareja no para de interrumpirme cuando estoy intentando trabajar. ¿Qué puedo hacer para que deje de hacerlo?

Que uno de los dos trabaje durante el confinamiento mientras el otro no puede hacerlo, puede ser un motivo de fricción. Puedes establecer una zona dedicada exclusivamente al trabajo donde puedas concentrarte y avisar a tu compañero cuando tengas una reunión importante o una fecha de entrega ajustada. Y recuerda tener una actitud positiva y ofrecer un plan claro. Si dices algo como «Tengo una reunión importante hasta las 17:00, así que necesito que no me interrumpas. Pero, si quieres, cuando termine, podemos hacer algo de ejercicio juntos, ¿qué te parece?», dejas clara tu postura, pero sin sonar como la mala de la película. Si no funciona, entonces usa un poco de humor. Di algo así como «Eres una distracción muy tentadora, pero tendré que esperar hasta más tarde para poder disfrutarla…». Un buen compañero siempre debería respetar tus límites.

 

Mi novio trabaja como chef y ha empezado a hacer una limpieza a fondo de mi cocina y a tratarme como a uno de sus empleados. ¿Cómo puedo mantenerlo ocupado y fuera de mi vista?

Tener un proyecto en el que centrarnos —como limpiar la cocina, por ejemplo—, puede ayudarnos a salir adelante de una situación difícil como el confinamiento. ¡Pero tú también tienes tus necesidades! En primer lugar, prueba con un poco de humor para rebajar la tensión, pero si eso no funciona, explícale a tu pareja que la vas a ayudar, pero que antes tienes que hacer otras cosas. No olvides elogiar lo que es debido; si te limpia la cocina, dale las gracias, aunque haya sido un poco molesto mientras lo hacía.

 

Descubre otros consejos en nuestra página de coaching VOD gracias a los videos gratuitos realizados en alianza con nuestros Expertos en coaching amoroso.

También escucha los episodios de nuestro podcast Amor y Cuarentena, producido por la talentosa Penélope Boeuf de la Toile en Écoute, para llenarte de consejos y vibraciones de amor.